Mudanzas que en ocasiones si resultan de agrado

Es verdad cuando dicen que las mudanzas resultan traumáticas para muchas personas, es verdad que hay hasta quien tiene que visitar un psicólogo porque la situación le puede y entra en una depresión de la que le cuesta desprenderse. Es normal si lo vemos desde el punto de vista sentimental, cuando una pareja decide levantar cimientos lo hace en un sitio donde tiene a su familia cerca, se compran una casa y un coche forman una familia y hasta deciden tener un perro, por supuesto lo que nunca se plantean es tener que despedirse de todo lo que han levantado durante años en pocos días. Y todavía se preguntan muchos ¿qué tiene de traumático una mudanza? Creo que con lo explicado anteriormente todos hemos salido de dudas y nos damos cuenta de la situación en la que se han tenido que posicionar cientos de familias en este país con la llegada de la crisis, pero aún lo podemos ver desde otra perspectiva desde las personas a las que no les importa mudarse y en su vidas significa un cambio importante además de una preciosa aventura.

Por supuesto a estos últimos les encanta viajar conocer sitios nuevos, y no suelen levantar cimientos en ningún sitio, saben que tarde o temprano les acaba picando la curiosidad y acaban cogiendo cajas embalar y metiendo algunos de sus recuerdos de sus múltiples viajes y corren sin mirar atrás hacia su próximo destino. No suelen llevar mucho equipaje y no suelen encariñarse de las personas tan fácilmente, son almas errantes a las que les gusta la libertad y que nada los ate a ningún sitio, de hecho no suelen tener parejas estables y mucho menso piensan en formar una familia. Es con esta clase de personas cuando te das cuenta en los diferentes que podemos llegar a ser en realidad las personas, unas tan emotivamente familiares y otras descaradamente frías y poco amigables.

Supongo que serán los diferentes tipos de vida en los que hayan crecido cada uno, no es lo mismo crecer rodeado de tu familia que de acá para allá con una familia a la que también le gusta viajar. Sin duda son vivencias y puntos de vista diferentes de los que todos podemos llegar aprender algo, unos desde un punto de vista familiar y otros desde todas las experiencias y sitios que han visitado a lo largo de toda su vida.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *